sábado, 23 de agosto de 2008

The Birthday of the World

Es un libro ciertamente sorprendente y original, aunque no especialmente entretenido. Se trata de un conjunto de cuentos, situadas en universo creado por la autora, el de los Ekumen. Sin embargo, no se trata de ciencia ficción convencional (si es que se puede calificar así a la ciencia ficción), nada de marcianos y luchas. Más bien al contrario.

Los Ekumen son unos seres que se dedican a estudiar las costumbres de otros planetas, para lo cual se van a vivir a ellos y conviven con los aborígenes. En estos relatos, se nos cuentan aspectos de dichos planetas. Sin embargo, la autora lo que hace es imaginar nuevos tipos de estructuras sociales, propios de cada planeta, y ver cómo evolucionan las relaciones humanas (sentimentales, sexuales) dentro de los límites de la sociedad imaginada.

Por ejemplo, en uno de los mundos la gente se casa de cuatro en cuatro. Hay hombres y mujeres, y hay dos castas, la de día y la de la noche. Las únicas relaciones sexuales prohibidas son las relaciones intra-casta, peor que un incesto. Así que los "tetramonios" son de dos mujeres (una de día y otra de noche) y dos hombres (ídem). Y esta da lugar a cuatro relaciones: mujer de día-hombre de noche; mujer de día-mujer de noche, y así. Una vez descrito este esquema social, la autora te cuenta historias sobre los problemas que tiene la gente para casarse, y tal.

En otro de los mundos, la proporción entre hombres y mujeres es 20-80 o algo así. Entonces, los hombres son una especie de artistas, confinados en fortalezas, mientras que son las mujeres las que llevan el peso del mundo y tienen convivencia normal. Obviamente, se casan con otras mujeres y tienen familia, utilizando puntualmente el concurso de los hombres. Bajo esta estructura, nuevamente se cuentan movidas sentimentales.

Para mi gusto, el relato más interesante es el último, que no corresponde al universo Ekumen. El escenario de fondo es el siguiente: desde la Tierra se ha enviado una nave espacial hacia otro planeta para ver si es habitable. El viaje es extremadamante largo, por lo que durante el mismo se preven varios relevos generacionales. El relato se va al medio del viaje, para contarnos cómo es la sociedad y lo que les pasa a esas generaciones intermedias, que no han conocido la Tierra y que siempre han estado de viaje.

Esto da de sí para un montón de reflexiones interesantes sobre religión, sentido de la vida, pérdida de contexto y, sí, también economía. De hecho, la vida en la nave espacial es lo más parecido a una ERE ("Even Rotating Economy") que pueda parecer verosimil. Incluso la procreación está controlada para que siempre haya un número fijo de habitantes...

No lo puedo recomendar mucho, pero al menos esto último relato da para discutir.

3 comentarios:

Sergio dijo...

Por lo que cuentas del Ecumen, el libro tiene que ser de Ursula K. Le Guin. Te recomiendo "La mando izquierda de la oscuridad" y "Los desposeidos". Este último te puede dar para alguna reflexión económica (trata de un planeta anarquista)

snipfer dijo...

Cuando los autores de ciencia ficción se ponen a conjeturar "matrimonios alternativos" me pongo en posición defensiva, uy, qué repeluco. Aun recuerdo las triunas de Vitus-Gray-Valianus B de Endymion. De lo poco malo del Cantos de Hyperion junto con los tres páginas de sexo en ingravidez hacia el final.
Ciencia ficción deconstructivista, que diríamos.

Stewie Griffin dijo...

Estuve ojeando "los desposeidos", que esta disponible para descarga aquí:

http://www.sorrowultimolibro.blogspot.com/2007/07/rsula-k-le-guin.html

Tiene buena pinta, el choque de una sociedad anarco-comunista con una capitalista de estado en unas 100 págs.

Saludos y gracias Sergio.