jueves, 8 de enero de 2009

Dios no existe, pero la Virgen sí

A estas alturas supongo que no quedará nadie en este proceloso mundo que no se haya enterado de que una asociación de ateos va a hacer una campaña (por llamarle de algún modo) publicitaria utilizando como soporte los autobuses de Londres, Madrid y Barcelona. El lema publicitado es algo así como "Dios probablemente no existe, así que deja de preocuparte y disfruta de la vida".

Bueno, pues estos señores no creerán en Dios, pero lo que es la Virgen se les ha aparecido. Y de qué forma. Veamos: el presupuesto publicitario para Madrid ascendía a la nada desdeñable cifra, en estos momentos, de 1.500 Eurazos!!!. Con ese presupuesto, planeaban contratar publicidad en 2 autobuses durante 15 días.

No hace falta mucha cavilación para hacerse una idea de a cuánta gente hubieran llegado con tanta intensidad de medios. 10.000 madrileños?. No creo que ninguno de los presentes nos hubieramos enterado de la iniciativa.

Pero en esas estábamos cuando se les apareció la Virgen en forma de los "mass media" españoles, sobre cuya capacidad para oler el escándalo no queda duda. Y gracias a nuestros comunicadores, por 1500 Euros, han conseguido espacios de varios minutos, en "prime time", en todos nuestros telediarios, radios y prensa. Guay del paraguay. Ya quisiera Coca Cola, o Ford.

Ahora sí que han conseguido impacto en toda España. Enhorabuena a aquellos cuyo negocio es la publicidad. Os habéis canibalizado el pastel. Seguro que ahora reciben pasta para hacer una campañita en condiciones. Ahora estaremos todos ojo avizor a ver si somos de los "afortunados" en encontrar, no digamos ya montar, uno de los dos autobuses portadores.

No es momento ahora para entrar en el contenido de la campaña, que, sinceramente, creo que es lamentable. ¿Qué pretende exactamente? ¿Creen los ateos que los creyentes están preocupados por creer en Dios? Pero si es lo contrario, hombre, es lo que da sentido y esperanza a nuestra vida. Por eso, es un mensaje simplemente destructivo y patético, qué penilla.

En realidad, lo único que preocuparía de esta movida es si nos enteraramos de que la pasta la están poniendo de nuestros impuestos (o sea, alguna de las Administraciones), sea directa o indirectamente (por ejemplo, mejores condiciones en la publicidad). Bueno, lo único, si tuvieramos unos medios de comunicación en condiciones.

19 comentarios:

atroma dijo...

Yo con lo que me quedo asombrado es eso de asociación de ateos ¿asociación de ateos? No, si al final va a ser otra religión.

¿Y cuál serán los temas del día? Me tienen en ascuas. Quiero saber más.

Anónimo dijo...

Por lo visto los ateos son los únicos que no tienen derecho a hacer proselitismo, para mí la religión es pensamiento mágico y me merece el mismo respeto que el tarot, otra cosa, es el derecho de cada uno a creer lo que quiera.

Y me parecería mal que se les dieran subvenciones, pero que lo diga un católico lo flipas, hay que tener caradura, y que conste que suelo estar de acuerdo contigo, pero hoy te has quitado la careta, integrista cristiano.

Séneca.

octopusmagnificens dijo...

Séneca, no seas tan duro. Ten presente que esos mitos de la antigüedad son los que "dan sentido y esperanza" a su vida. Tengamos un gesto de comprensión.

Daniel Ballesteros Calderón dijo...

Vale, los ateos sois superiores a nosotros los católicos. Sois más inteligentes y coherentes que nosotros; sin embargo una pregunta:

El espacio que nosotros llenamos con nuestra creencia firme en el Dios cristiano -no nos pongáis al nivel de los frikis del tarot, que se os ve el plumero argumental-... ¿vosotros con qué lo llenáis?

¿Acaso os falta esa necesidad? ¿acaso tenéis algún "idolillo" que la cubre?, ¿o es que preferís mantener la mente ocupada criticando a los católicos?... pero es que además parece que os creéis firmemente lo que decís, cuando vuestras críticas evidencian un tremendo vacío y un interrogante vital del mismo tamaño que vuestro ego.

Un abrazo Fernando, a seguir así.

Anónimo dijo...

A ver si os enterais.
Los ateos decimos que no creemos en Dios, pero en realidad sí lo hacemos.
Lo que ocurre es que nuestro Dios Ate era muy feo y cuando se reveló su imagen ante el clero y los feligreses nos resultó un Dios tan feo y ridículo que decidimos rechazar ser sus fieles por el que dirán.
(Pero no lo digais por ahí que nos ponemos colorados)
Por cierto, el profeta zombi ese que teneis los cristianos, que resucita al tercer día y todo,¿cómo sabeis que no era calvo, bizco y gordo?

deconya dijo...

Yo creo que se mira del lado negativo. La publicidad en los autobuses se usa para financiar el transporte publico no? Pues si las religiones van a empezar a invertir en publicidad en los servicios publicos, genial! Almenos devuelven algo de lo que se llevan por la cara :-) Y encima no tenemos que aguantar el rollo de siempre.Yo les animaba a poner mas XDDD

Anónimo dijo...

pues yo me cago en Dios, por que yo creo que existe.

Anónimo dijo...

Daniel:

El mensaje no va contra ninguna religión particular, hay bastantes dioses en el mundo, así que por que lo tomas como ofensa exclusiva hacia tu religión?

Sergio dijo...

No veo por qué hay tanto problema. Igual que la Iglesia se anuncia para financiarse o en Diciembre hay carteles anunciando la vigilia de la Inmaculada, a esta asociación de ateos le ha dado por hacer publicidad de sus ideas.

Los ateos que así lo deseen prodrán asociarse, digo yo, igual que se asocian los homosexuales o los coleccionistas de coches radiocontrolados, para defender sus intereses comunes. Habrá también, obviamente, muchos otros ateos a los que juntarse para hablar de ateísmo no les atraiga en absoluto.

Creer en un dios creador trascendente no tiene por qué ser lo que único que le dé sentido a la vida. Eso suponiendo que la vida tenga que tener un sentido.

Anónimo dijo...

Daniel Ballesteros:

Te voy a contestar en serio en lugar de mandarte a paseo. Yo no siento ningún vacío. Fui educado en el seno de una familia católica y de niño creía en todas esas cosas que tu crees. Recuerdo épocas de mi vida en que he estado preocupado por haber pensado cosas que podrían ser pecado. Y recuerdo que, a medida que aprendía más sobre ciencia y lógica, menos sentido iba teniendo la religión cristiana. Hasta que decidí que el cristianismo no se sostenía de ninguna manera. Puedes darle las vueltas que quieras, pero ni los burros ni las serpientes hablan, el mundo no se hizo en siete días, la mujer no procede de una costilla del hombre y, siendo un Dios todopoderoso, enviar a tu hijo, que eres tú mismo, a la humanidad que tú creaste para que lo asesine y así redimir sus pecados no tiene sentido. Tampoco tiene sentido ensalzar el sufrimiento de Cristo si era Dios. ¿Qué es un poco de tortura para Dios? Es eterno e inmortal. Seguro que muchos humanos han sufrido torturas peores que las que se supone que sufrió Jesús y no por eso tienen legiones de seguidores.
Por tanto, te lo diré claro: el cristianismo no tiene el más mínimo sentido y el 99% de los cristianos, si no hubieran nacido en una cultura cristiana, se reirían de la estupidez de la Biblia así como se ríen de los mitos griegos o romanos.
A mí se me ha pasado el momento de creer en el Ratoncito Pérez, los Reyes Magos y Dios. Y no siento ningún vacío. Me gusta mi vida y valoro la amistad, el amor, el conocimiento, la cultura y otras muchas cosas. No puedo entender como hay gente que antepone un mito a su propia familia, amigos, sentido común y honestidad.

Groucho

Alio dijo...

"No es momento ahora para entrar en el contenido de la campaña, que, sinceramente, creo que es lamentable. [...] Por eso, es un mensaje simplemente destructivo y patético, qué penilla"

Estaría bien que por una vez en este país alguien fuera capaz de criticar con argumentos y no con insultos. ¿Por eso no has entrado en "el contenido de la campaña? (que sí lo has hecho), ¿por qué no tenías argumentos?

No hay nada ofensivo en el mensaje de la campaña, simplemente los ateos intentan defender y difundir sus ideas. Los creyentes no sois los únicos que tenéis ese derecho.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Buenas noches, Fernando. Buenas noches señores. (Jolín, Fernando, la que has armado).

Creo que existen unos cincuenta mil temas más importantes que éste para tratar en nuestras bitácoras y no este montaje publicitario que tiene menos trascendencia intelectual que la canción del verano en la historia de la música. De sobra sabes, por otra parte, cuál es mi planteamiento sobre Dios, los Dioses, el hombre,... pero no aburriré a nadie. Solamente voy a reproducir un pasaje de la fenomenal obra de Filosofía "La pasión de la mente occidental", de Richard Tarnas:
"...Siguiendo las sugerencias implícitas en Nietzsche, la muerte de Dios había comenzado a ser asimilada y reconcebida como u desarrollo religioso positivo, puesto que permitía el surgimiento de una experiencia más auténtica de lo sagrado, un sentido más amplio de la deidad.
En el plano intelectual, ya no se tiende a concebir la religión de manera reductiva como creencia, psicológica o culturalmente determinada en realidades inexistentes, ni a explicarla como un accidente de la biología, sino a reconocer en ella una actividad humana fundamental en la cual toda sociedad y todo individuo interpretan la naturaleza última del ser y se comprometen con ella"

Al leer este pasaje, en la fenomenal obra de Tarnas (editada por Atalanta) me venía a la mente la singular, ecléctica, culta obra de Mircea Eliade, Historia de las creencias y las ideas religiosas. O Henri Corbin, importantísimo estudioso del Islam y su religisidad(especialmente el Islam mazdeo de Irán). Me permito, desde mi modestia intelectual, recomendar alguna de estas lecturas para abrirnos al territorio de lo sagrado, desde una perspectiva contemporánea, no dogmática. Es una experiencia realmente enriquecedora y muy lejos de las imágenes estereotipadas que a veces se nos vende de lo religioso (simples letanías de sacristía, catecismos para catetos y demás imágenes insultantes a nuestra inteligencia).

En fin, Fernando, ya ves que algunos no creyentes consideramos la religión y su relación con lo sagrado un fenómeno fundamental en la comprensión del ser humano. (Muy lejos de la beatería agnóstica y subvencionada que nos azota día tras día).

Un saludo y buenas noches.

Javier dijo...

Creo que ni siquiera entendiste el sentido de la frase publicitada. Pienso que quiere decir algo como:

"Dios probablemente no existe, así que no tires tu vida por pensar que hay otra en el más allá, y disfruta esta tanto como puedas, probablemente será la única que vas a tener."

¿Así si la captas?

agustin dijo...

La pasta de nuestros impuestos es la que exigen continuamente los de Hazte Oír para sus campañas, algo que a ti nunca te ha preocupado, me pregunto por qué. ¿Les debes algo? Se te ve el plumero teocon y las facturas que tienes que pagar a los de siempre. Que los ateos hagan lo que les dé la gana y tú déjate de comentarios de niño de 5 años, "campaña destructiva". Menuda chorrada. ¡Qué miedo mamá, alguien dice que Dios no existe! Es mundo perece y Ferhergón anuncia el Apocalipsis por un cartel ateo. ¡Qué vergüenza! Eres un borrego más.

Daniel Ballesteros Calderón dijo...

En primer lugar la campaña no promueve los ¿valores? ateos, sino que ataca -pongamos que al cristianismo, ya que no se dice Alá, sino Dios- (y no le déis vueltas a que si el término es genérico... lo que pasa es que no hay "arreos" para poner Alá)

Segundo, ese paisano que pontifica sobre teología como si friera churros, (anónimo creo que se llama el valiente), ¿por qué no nos hablas de física cuántica? seguro que tal y como explicas teología te entenderíamos todos a la primera.

Tercero (aquí hay para todos): precisamente la fe católica hace que muchos exateos vivamos la vida de forma mucho más plena y tranquila que tantos y tantos de los que aún se dedican a escupir bilis cuando hablan de cristianismo; uy perdón, de religión. Lo mejor es que pensáis que quedáis bien al soltar burradas, insultando y faltando al personal... temo los ateos como vosotros...

Alio dijo...

¿Exactamente con qué frase de las que usa ataca la campaña? Disentir no es atacar. Y sí que promueve lo único que tenemos en común los ateos: la no creencia en entidades sobrenaturales.

Estoy seguro Daniel de que tu vida es mucho más tranquila y completa siendo creyente. Pero el quid para un ateo es la verdad, no la tranquilidad de mente, y no solemos aceptar que ambas cosas sean siempre lo mismo.

Señor Rogelio, no creo que el objetivo de la campaña sea tener relevancia intelectual, pero sí tener relevancia social y mediática.

Por otro lado la religión y la percepción de lo sobrenatural son, por supuesto, fundamentales para entender al ser humano, pero eso no significa que lo sean para encontrar la esencia de la existencia humana ni del ser.

Daniel Ballesteros Calderón dijo...

Muy buen comentario Alio, inteligente y preciso. De todas formas supongo que entenderás que no esté de acuerdo, quien verdaderamente cree en algo cree porque está convencido de que es verdad, en caso contrario tal creencia no pasaría de farsa escenificada ante los demás o de un mero autoengaño para ser más feliz, que es lo que me comentas.

De verdad que da gusto ver nivel intelectual en una confrontación de opiniones sobre un tema que se presta tanto a la víscera.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Alio (permíteme tutearte y, por favor, hazlo tú conmigo). Estoy de acuerdo con lo que dices y, en efecto, el objetivo de esta campaña no era la reflexión intelectual. Otra cosa es que, en el maremágnum de simplificaciones que hemos escuchado estos días en la radio o en algunos periódicos sobre este tema, hayan aparecido las voces del oficialidad progre dándole una relevancia intelectual a esto que no pretendía.

Con respecto a tú última consideración "Por otro lado la religión y la percepción de lo sobrenatural son, ..." estoy de acuerdo y creo que se integra perfectamente con lo que yo exponía.

Un cordial saludo.

Ferhergón dijo...

Muchas gracias a casi todos por los comentarios; la excepción es por supuesto agustín, cuyo comentario es un simple compendio de insultos que debería de haber borrado. En fin...

Caí en la tentación e hice como los políticos: dije que no iba a hablar de ello, y hablé... pero sin aportar ningún razonamiento sobre mi opinión. Pero, al hacerlo, me llevé la discusión a donde no pretendía.

Lo único que quería era destacar lo que se puede conseguir con 1500 Euros si la campaña es sobre determinados temas, gracias al borreguismo de nuestros medios. Si yo mañana salgo con 1500 Euros en favor de, por ejemplo, las familias numerosas, no conseguiré un impacto similar ni en mi sueño más loco.

Ya sabemos que hay temas y temas.