sábado, 7 de marzo de 2009

¿Dónde hay bancos con reservas del 100%?

Interesantísima esta nota sobre el funcionamiento de la banca en los países del Islam. La he encontrado vía El Confidencial, y está publicada en el Safe Democracy Forum
http://spanish.safe-democracy.org/2008/11/19/la-banca-islamica-un-contrapunto-en-la-crisis-economica/

Su autor es un tal Alberto Priego que, asumo, al menos de derecho y costumbres de estos países sabe, aunque de economía no muestra demasiados conocimientos. Y eso que ya dijo Mises que es imposible interpretar la historia sin tener conocimientos económicos (lo mismo que es imposible si no se conoce las normas lógicas).

En todo caso, resulta muy interesante, aunque dé la vuelta a la tortilla. Ya estamos nosotros para ponerla en su sitio.

El señor Priego empieza diciendo algo así: las reglas islámicas de transacción impiden "tanto que se tomen grandes riesgos (Gharar) como la consiguiente ganancia si el riesgo no se consuma (Riba). Todas las escuelas de jurisprudencia islámica (Madhab), desde la más liberal como la Hanafí hasta las más conservadoras como Hanbalí, critican estas operaciones. En cambio, sí son partidarias de otras de menor riesgo (yasir) a las que consideran como adecuadas (halal)." Por ello, “las finanzas islámicas se presentan como un negocio más seguro, pero donde el margen de beneficio es también mucho menor”

A partir de aquí, nos describe las soluciones a las que han llegado los empresarios financieros para cumplir con estas prescripciones y hacer negocios. Y concluye con que "en general, el beneficio que se obtiene para la economía es que los bancos cuentan con un ratio de reservas del 100 por ciento lo que da más fiabilidad a la economía aunque permite menos margen de maniobra."

La información es valiosísima, aunque esté interpretada de forma errónea Por supuesto, un poco de teoría económica nos muestra que la relación causal es justo la contraria. Como la ley islámica prohibe el delito de prestar algo que no se posee, los bancos requieren un ratio de reservas del 100%. Precisamente, lo que recomienda la escuela económica austriaca.

Dado ese requisito, la capacidad de innovación de los empresarios les lleva a buscar otro tipo de soluciones a las que estamos acostumbrados en países que permiten la reserva fraccional. Evidentemente, eso lleva a rentabilidades menores de los bancos islámicos. Pero a que el sistema financiero no esté corrompido por leyes indebidas.

Obsérverse que los gobiernos occidentales (en contraposición a islámicos) son los que permiten las reservas fraccionales, para posibilitar la expansión del crédito y el crecimiento (en falso) de la economía, que a su vez les permite a ellos mantener sus gastos, y a los banqueros forrarse.

La situación no tiene la lectura ética que plantea el señor Priego. Los banqueros islámicos no actúan así por ética o falta de ganas de especular, sino porque su ley se lo prohibe. Si la ley lo permitiera y lo motivara, como ocurre en occidente, los banqueros islámicos harían lo mismo que sus compadres de aquí. Es un tema simplemente de respeto a los derechos de propiedad, y parece que en este caso la norma islámica es superior a la occidental.

A los que se apresuren a decir que Ferhergón propugna modelos islámicos para la economia, y qué fijate como están (ya hubo quien me acusó de querer volver a la Edad Media), quiero dejar claro que, en las normas de transacción, parecen superiores. Pero que, obviamente, el Islam parece tener otras normas no tan liberales que impiden el adecuado desarrollo de sus economias, como prueba le evidencia que conocemos.

Los bancos islámicos suponen ya el 4% del sistema financiero mundial. A no tardar mucho, al ritmo de quiebras que vemos, supondrán el 100%. Y demostrarán al resto del mundo cuál es el camino para tener un sistema financiero honrado. Por cierto, ¿alguien sabe si los países islámicos conocen los ciclos económicos? ¿En Dubai respetan estas normas?

3 comentarios:

Drizzt dijo...

Es normal que los gobiernos occidentales les interese la expansión del crédito: Inflación, lo que les permite seguir aumentando el gasto a costa de la deuda pública que el aumento de masa monetaria les enmascara.

De todas maneras, soy de los que piensa que gran parte de la banca de los países occidentales acabará nacionalizada. Y ya sabemos como funciona, por nuestra experiencia con las cajas de ahorro.

snipfer dijo...

Vamos a ver: proponer que los bancos deban tener reservas del 100% no es volver a la edad media, es sencillamente regresar a antes de que hubiera bancos, ¿qué sentido tiene un banco si no puede prestar parte de los depósitos de sus clientes? Eso es precisamente la definción de banco.

J. Rogelio Rodríguez dijo...

Pues claro, Fernando. En los países de influencia islámica está prohíbida la usura y, en consecuencia, no existe préstamos a intereses superiores al precio del dinero.

Esta tradición está en la esencia de las enseñanzas coránicas y existen pruebas documentadas de estas prácticas desde el siglo IX.

Pero hay más: la usura también fue prohíbida durante toda la alta y baja Edad Media por contraponerse a la "ley de Dios" al igual que el intercambio comercial lucrativo... salvo excepciones como el caso de algunas ciudades estado (Florencia, Venecia) italianas.

(Estos temas están muy profusamente documentados en "Los enemigos del comercio" de Antonio Escohotado).

Un abrazo.