jueves, 24 de julio de 2008

Con "liberales" como Xavier Sala, quien quiere socialismo

Ayer publicaba el instituto Cato un artículo de Xavier Sala, pretendido liberal catalán, en la Vanguardia. Reproduzco textualmente el párrafo que me dejó atónito:
"... proponen eliminar temporalmente los impuestos sobre carburantes con el objetivo de reducir su precio. Eso es un craso error. Imaginemos que la oferta y la demanda dictan un precio de la gasolina de 100 y que el gobierno pone un impuesto de 30: los consumidores pagan 100, los productores de gasolina cobran 70 y el gobierno recauda 30. Hasta aquí todo normal. Pensemos qué pasará si el gobierno elimina el impuesto de 30. Si la oferta de gasolina es más o menos constante a corto plazo (y lo es, dado que cambiar la producción de crudo es extraordinariamente costoso), la oferta y la demanda seguirán siendo las mismas, por lo que el precio que deberá pagar el consumidor seguirá siendo 100. Pero el gobierno ya no cobrará los 30. ¿Pero si el consumidor sigue pagando 100, a dónde van a parar los 30 que hasta ahora recaudaba el gobierno? Pues directamente al bolsillo de los productores. Es decir, la eliminación del impuesto sobre la gasolina no sólo no contribuirá a reducir precios sino que representará un enorme regalo fiscal a los ya millonarios regentes de Arabia Saudita o Venezuela."

El análisis, aparte de ser demagógico en su última línea, revela todos los inconvenientes del análisis de la economía neoclásica, con su modelito estático de homo economicus.

En efecto, si se elimina el impuesto, el precio bajaría a 70, pero como en la demanda en equilibrio el precio estaba en 100 (y este precio no varía, pues no lo hacen las preferencias de los consumidores, que son las que lo fijan), aumentaría mucho la demanda. Si, como asume Sala, la oferta no puede reaccionar aumentando suministro, efectivamente el precio se irá a 100. Personalmente, pienso que algo de capacidad de adaptarse tienen a corto plazo, por lo que posiblemente el nuevo precio de equilibrio sería menor (se mantienen las preferencias, aumenta el stock disponible atraído por los precios). Por lo que ya por ahí habríamos ganado los ciudadanos.

Pero mantengamos la hipótesis de Sala, por sencillez. Efectivamente, ahora se llevan 3o más los ricachos despreciables. Dejemos de lado también que se lo llevan porque nosotros decidimos libremente comprar su producto, no porque nos obliguen a comprarlo (como si ocurre con los impuestos).

La diferencia con la situación anterior es que esos 30 son beneficios (en sentido austriaco) y, como todos sabemos, su recorrido es corto en un mercado libre. Aquí se introduce la dimensión de eficiencia dinámica que nunca tienen en cuenta los economistas neoclásicos. Esos 30 atraerán de inmediato la atención de los emprendedores, que perciben posibilidades de beneficios, y empiezan a innovar. Y, más temprano que tarde, a alguien se le ocurrirá alguna alternativa para llevarse algo de esos beneficios con un precio menor.

En el peor caso, esos beneficios extraordinarios harán que las empresas tradicionales comiencen a invertir para aumentar su suministro a España, pues hay posibilidades de beneficios extraordinarios. Por ello, en el medio plazo se incrementa el suministro y, a igualdad de preferencias de los consumidores, baja el precio.

Así que sí, un año o dos están engordando los jeques con nuestra pasta, pero luego se acaba el chollo. Compárese con el caso actual en que los gobiernos, catalán incluido, verdad señor Sala?, engordan con nuestros impuestos, sin visos de que la cosa termine a dos años vistas.

Supongo que es incompatible ser liberal con recibir un sueldo por escribir en La Vanguardia, o impartir clases en la Pompeu Fabra.

18 comentarios:

Javi dijo...

Dos cosas. Los 30 no sé los llevarían ricachos sin más, se lo llevarían deictadores como Chávez.

Sala es más liberal que tú de aquí a Lima. Lo lleva demostrando con excelentes artículos desde hace años. Tú, por lo que he leído has oído algo de economía austríaca y aún no sabes por donde te da el aire.

narpo dijo...

La verdad es que es bastante gracioso el argumento de Sala.

¿Que pasa si el gobierno sube sus impuestos a 50? Como la oferta es constante a corto plazo la oferta y la demanda seguirán siendo las mismas y el estado trincará 50 y los ricachos se llevarán sólo 50... ¡lo que hay que hacer es subir los impuestos mucho más!

Hiel dijo...

No he podido hacerme con el artículo completo, pero basándome en lo mostrado en la entrada, la situación que 'adivina' Xavier Sala parte de la 'propuesta de eliminación temporal de los impuestos sobre carburantes'. Teniendo en cuenta esa 'temporal eliminación de impuestos' probablemente el pronóstico del señor Sala sea bastante acertado.
No obstante, en otros artículos (por ejemplo, el del 17 de los corrientes 'La Ley de la Oferta y la Demanda'), el mencionado deja bien claro cuáles son sus opiniones al respecto de liberalización de economías y mercados.
Saludos.

JFM dijo...

Tu analisis es defectuoso. La elasticidad a los precios del consumo de hidrocarburos es minima. Ni hay une desplome del consumo caundo subebn los precios, ni hay un fuerte auge cuando bajan.

Si el equilibrio estba en 100 y se bajan los impuestos de 30 el nuevo precio no sera 70 pero estara muy proximo. Digamos 71 dolares.

Ferhergón dijo...

Javi
Excelente y cargado de razones tu comentario. No dudo de que el señor Sala haya hecho excelentes artículos, pero tampoco tengo ninguna duda de los errores que comete en el párrafo que comento.
Por lo demás, si tienes algo que criticar a mi análisis, feel free. Siempre será mejor que discutir sobre si yo sé o no de economía austriaca.

ferhergon dijo...

jfm
Ni Sala (mucho más autorizado) ni yo coincidimos en tu análisis. De acuerdo con que puede haber poca elasticidad; pero hay que aceptar que el precio de equilibrio ahora es 100, por lo que es al que tendería en caso de bajada de impuestos, salvo que hubiera ajustes en la oferta.
Él estima que no los habría y termina con demagogia (los 30 para los ricachos)
Yo me baso en la eficiencia dinámica para demostrar que los habría, que el precio bajaría y que los 30 dejarían de ser para los "ricachos" y para el Gobierno. Y que, en todo caso, los impuestos no hay quien los quite por via de eficiencia dinámica.

Anónimo dijo...

El comentario Sala parte de una premisa que es errónea. El precio de las cosas no resulta de la suma de precio base más impuestos, sino que al precio base se le suman los impuestos, que no es lo mismo. Si el litro está a 100 es porque los productores lo venden a 50 y luego el gobierno incrementa ese precio en otros 50. El incremento debido a impuestos es demasiado elevado y en caso de desaparecer nunca sería aprovechado al 100% por los productores.

Anónimo dijo...

" La elasticidad a los precios del consumo de hidrocarburos es minima. Ni hay une desplome del consumo caundo subebn los precios, ni hay un fuerte auge cuando bajan."

Eso no es cierto, por supuesto que existe un mayor y menor consumo dependiendo del precio. El problema es que ese precio en el que la gente deja de repostar gasolina aún no se ha alcanzado.

Por otra parte, varias lineas aereas están quitando rutas y dejando aviones aparcados.

El argumento es obviamente falso.

blogominae.net

JFM dijo...

No hé dicho que la elasticidad fuese nula sino que es muy baja.

Claro que esa elasticidad que mencioné es en volumen cuando lo que intersesa es como reacciona los precios a un aumento de la demanda en volumen.

Sin embargo sigo discrepando: el precio de equilibrio en le mrecado del bruto es antes de que se apliquen los impuestos. El precio de equilibrio para el consumidor es después de impuestos. La disminucion del precio a nivel del consumidor (por rebaja de impuestos) va a producir un pequeńo aumento del consumo en volumen. Se traducira en un aumento del precio del crudo perro determinarlo exige un analisis en profundidad de los que toman varios mese hacerlos.

Libertymad dijo...

Además de todo lo que dices, es un análisis de segunda mano cuya autoría Salas no reconoce. Charles Krauthammer lleva años defendiendo algo similar, pero de forma mucho más brillante:

http://www.libertaddigital.com:6681
/opiniones/opinion_44013.html

ferhergon dijo...

Hiel
Si la medida es temporal, no creo que se produjera ningún efecto para nadie, salvo que temporalmente los precios serían más baratos hasta que la demanda subiera lo suficiente (tampoco la demanda es automática, creo)
Por otro lado, sabiendo la gente que la medida es temporal, no adapataría la estructura productiva al nuevo precio, lo que ratifica que no explotaría la demanda.
Si la medida es temporal, no sé para qué puede valer.¿Esperar a que bajen los precios en origen?

Por cierto, es precisamente del artículo que citas de donde he extraído el sorprendente párrafo.

Ferhergon dijo...

Libertymad, no parece funcionar el Url que has puesto. Me quedo con las ganas de saber qué defiende Krauthammer: ¿lo que dice Salas, que no vale de nada quitar los impuestos?

Down-under dijo...

No se a que viene el poner en duda la demostrada trayectoria liberal de Xavier Sala por su opinion en el efecto de una bajada temporal de los impuestos de hidrocarburos. Soy de la opinion que una bajada temporal de impuestos de hidrocarburos como proponian McCain y Hillary Clinton es de un populismo y de una insensatez supinas.
Para empezar, una medida tal a corto plazo no va a reportar ni de lejos 30 centimos al consumidor. Gran parte lo recibiran las petroleras y quien lo pagara sera el estado (todos) quien ya esta en un deficit prolongado.

Tambien asumes que el precio del petroleo se establace con criterios de mercado y no es asi, gran parte del precio del petroleo esta determinado por estados que no se rigen por criterios de mercado..

Lo que se deberia hacer es bajar los impuestos directos bajando el gasto estatal. El impuesto de hidrocarburos es de los impuestos que menos me preocupa.

P.S Por cierto, quiero crear un blog pronto de tematica liberal, alguien me podria indicar como y que de dificil es ser parte de redliberal?

Antonio Jesús dijo...

Si en España bajan los impuestos de las gasolinas el precio final bajará en casi la totalidad de la rebaja. españa es sólo un pequeño porcentaje del consumo mundial, además el consumo de gasolinas es bastante inelástico.

de todas formas creo que este debate no tiene sentido ya que el pretroleo no es un mercado competitivo, la OPEP sube o baja la producción de petroleo a su antojo

Retroferran dijo...

Podemos discutir sobre el artículo en particular, pero pretender que Sala i Martin no es liberal me resulta surrealista, y ni tu ni yo podemos dar cátedra ni en la Pompeu Fabra ni en Columbia, así que mejor "a tomar apuntes y a aprender".

Lo que no caben dudas es de que Sala i Martín NO ES un ancap, y eso le honra, como tambien le honra escribir en La Vanguardia (ya te gustaría a ti escribir para 715.000 lectores)

Saludos,

Ferhergón dijo...

Confieso que me he dejado llevar por el sensacionalismo en el título. De hecho, el resto del artículo de Sala me parece liberal.

En cualquier caso, mantengo que el análisis que hace es estático, y sus conclusiones demagógicas. ¿O alguno discrepa de que sería mejor que el Estado no gravara el combustible? (y redujera en la misma medida el gasto público)

Me quejo, por tanto, de que "engañe" a los lectores menos avezados en economía sobre la falta de efectos de eliminar este impuesto.

Hiel dijo...

Veo cierta predisposición por tu parte a denostar a Xavier Sala a toda costa, ya que me da que no has puesto el mismo interés en leer su artículo como el que has mostrado hacia mi anterior comentario... que iba con 'error intencionado incluido de serie', bien captado por ti. Pero tranquilo, eso probablemente solo te hará caer en un error continuado, al que el planeta sobrevivirá.
En el párrafo-ejemplo de marras Xavier Sala insiste en que la temporalidad de la medida es un error, y no que la medida en sí lo sea. A partir de ahí, puedes seguir en tu línea y esperar que los jeques que citas e incluso Chávez se empapen de beneficios de corto recorrido, dimensiones de eficiencias dinámicas olvidadas, y hasta incluso 'atraigan emprendedores innovadores'. Incluso puedes lanzar andanadas sobre incompatibilidades 'vanguardiastas' y 'pompeufabristas'.
Prácticamente no hay artículo del por ti denominado neoclásico economista Sala en el que no se critique duramente los parches con que los Estados acostumbran a castigar al personal: biocombustibles subvencionados, barreras a la exportación/importación, fondos soberanos, reciclaje de condones, cambio climático....
Y es que a veces con tus entradas te sales, y otras veces también, pero del tiesto.
Saludos.

Ferhergon dijo...

Hiel
Conste que ya he confesado en un comentario anterior que me pasé de sensacionalista en el título. Así que no se trata de denostar a Sala a toda costa (sería absurdo por mi parte), sino más bien de debatir sobre un análisis económico errado.

Y, tras haber leído varias veces el párrafo de marras, no soy capaz de interpretar que Sala se refiera solo a la temporalidad de la medida, por lo que sigo pensando que el análisis es erróneo.

Por último, creo que coincidirás conmigo en que debe de ser difícil ser liberal y, al mismo tiempo, recibir pasta de los políticos catalanes.

Aprovecho a todos para daros las gracias por los comentarios. Y, sí, me he pasado con el título y con la última frase.